prueba


The Leader in Me: Nuestro árbol


Las guías y maestras comenzaron a diseñar y construir junto con sus alumnos lo que será el árbol de cada salón. El árbol representa de forma visual los 7 Hábitos: en las raíces están los primeros tres hábitos que son personales, en el tronco los siguientes tres que nos ayudan en el vínculo con otras personas y en el follaje está el séptimo hábito relacionado con nuestra renovación.

¡El árbol de casa de niños ya está listo! las guías, con el fin en la mente, fueron tomando fotografías espontáneas de los niños conforme iban trabajando y las asistentes ayudaron a construir la base del árbol. Para trabajarlo con los niños, sacaron un árbol pequeño de la maceta y les enseñaron las raíces, tallo y hojas. Reflexionaron sobre la importancia tanto de las raíces como del árbol en general y lo relacionaron con las fotografías que enseñan a los niños trabajando en cada hábito.

Algunas reflexiones de los niños son:

Ser proactivo: “cuando me lavo las manos”, “sacudo la mesa”

Comenzar con el fin en la mente: “cuando doy una presentación, tengo que tener un plan”

Poner primero lo primero: “Primero trabajo, después juego”

Pensar ganar-ganar: “ayudar a los que necesitan”, “yo me siento bonito cuando ayudo”, “sentarnos niño-niña-niño porque conozco un amigo nuevo y pongo atención”

Buscar primero entender, luego ser entendido: “cuando usamos la mesa de la paz, agarro la paloma”

Sinergizar: “todos en equipo hicimos el rompecabezas de Israel”

Afilar la sierra: En la mesa de observación tenemos objetos que representan el equilibrio. Mi cuerpo: alimentos sanos: fruta, verdura. Higiene: espejo, cepillo.

Espiritual: copa de kidush, mezuza, mini Tora.









Aportando a la Educación

The Leader in Me tiene un modelo de ejecución exitoso, probado durante muchos años en más de 2,000 instituciones educativas tanto públicas como privadas en todo el mundo, con diferentes culturas, tamaños, religiones y entornos socioeconómicos. Es un proceso, un camino, una forma de vida.